lunes, 15 de febrero de 2010

Fobos y Deimos

"¿podrías decirme, por favor, qué camino debo seguir para salir de aquí?

- Esto depende en gran parte del sitio al que quieras llegar – dijo el Gato.

- No me importa mucho el sitio… – dijo Alicia.

- Entonces tampoco importa mucho el camino que tomes – dijo el Gato.

- siempre que llegue a alguna parte – añadió Alicia como explicación.

- ¡Oh, siempre llegarás a alguna parte – aseguró el Gato- , si caminas lo suficiente!" (Fragmento)


El escozor en las cicatrices no tan añejas ataca de nuevo,
mientras los rastros de violencia ostentan desaparecer
¿A dónde van los gritos amedrentados impunemente?
¿Con quién desquitas la rabia contenida en la impotencia?
¿Cómo explicas al llanto, que él, ya nunca volverá?
¿Quién consuela a tu reflejo cuando no toleras ni a tu propia sombra?
¿Existe acaso algún contenedor para promesas rotas?
¿Cuándo terminaste de empolvar los ideales?
y al final de cuentas ...
¿Para qué te preguntas todo eso?
Si las respuestas se lo han llevado a él. . .

Hay días en que hago como que lo olvido
pero cada vez que un silencio ahoga a la ambición
tu fantasma regresa.. .

No me dejes olvidarte..
porque el dolor no cesa.
No me dejes olvidarte...
porque hacen falta tus proezas.
No me dejes olvidarte . . .

Pocas ausencias como esta
causan escotaduras tan siniestras,
que ingenuidad creer
que existen conejos saltando las praderas,
sin trampas fatídicas esperando en una vuelta.

Los arrecifes calcifican la sal de mis lágrimas
mientras la derrota carcome las entrañas
y la utopía de bondad se vierte en la corriente
del canal de agua tratada.

Joder ¿a qué hora nos rendimos?
¿Cuándo tire la espada y abrace a la almohada?

1 comentario:

Samuelósteles dijo...

Yo iba

a decir algo

pero creo que no

tenemos la misma visión

de las cosas

y como mero ejercicio

de tolerancia,

me reservaré mis

comentarios al

respecto.

Gracias por siempre

comentar el blog.

Ojalá pueda visitarte

ahora que ande

por mi casa.

Ojalá tengas tiempo.

Ojalá tengamos vida.

u_u
¨

*